¡EL PELIGRO QUE NOS ASECHA!

Ya sabemos que el clima tropical es ideal para la propagación de enfermedades como el dengue. Desde hace décadas venimos padeciendo los estragos causados en diversos espacios de la población. Y es que el dengue no discrimina y afecta a pobres y ricos, en barrios y residenciales, sin importar clases sociales. Es una enfermedad endémica con la que debemos convivir.

Obviamente, ahora que estamos en la temporada de lluvias, donde se presentan inundaciones repentinas como las generadas durante el fin de semana, se espera un mayor incremento de casos de enfermedades, incluyendo afecciones respiratorias como la influenza, que en los últimos días viene impactando la salud de la población. Son muchos los pacientes que están llegando a los hospitales presentando síntomas de influenza.

Sin embargo, las lluvias también alertan sobre las posibilidades de contraer enfermedades gástricas a causa del consumo de agua y alimentos contaminados. De ahí que se debe tener cuidado con la leptospirosis, transmitida a los humanos por la orina de animales, como ratones, infectados por esa bacteria. Otras de las enfermedades que se incrementan con las lluvias son el tétanos, la conjuntivitis y el Covid-19, el cual permanece como una amenaza sobre nosotros.

Con lo anterior sólo queremos llamar la atención de las autoridades sanitarias para no bajar la guardia en la lucha contra el dengue y las demás enfermedades respiratorias que tienden a expandirse bajo estas circunstancias.

Desarrollar una campaña de higienización, limpiando las viviendas de los tradicionales focos de contaminación es una necesidad urgente para evitar riesgos en la población dominicana. Es necesario que tomemos conciencia sobre la situación por la que atravesamos por culpa de los estanques que se convierten en criaderos de mosquitos. Por eso la tarea es eliminarlos de nuestro entorno, sacando los desperdicios y manteniendo los niveles de higiene requeridos. En ese sentido, entendemos necesario contar con las juntas de vecinos, para que junto a las autoridades, iniciemos la campaña por la vida. Recordemos que el dengue es endémico de climas como el nuestro, por lo tanto, es un deber combatirlo en cada uno de nuestros espacios. Las demás enfermedades como la influenza y la leptospirosis, con el mismo esfuerzo las iremos alejando por el bienestar de nuestras familias. Y para lograrlo sólo hay que dar el primer paso para higienizar el barrio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Noticias populares: